Archivado en | Destacados, Vida Cotidiana

15 remedios naturales para no tener resaca

Publicado el 10 abril 2016 por manuguerrero



Cheerful girls living it up on the dance floor

“No vuelvo a probar el alcohol”. Es lo primero que piensas cuando al beber se te va la mano. Porque una buena resaca es realmente dura de llevar. Sus síntomas más comunes, como sabes, son: irritación de garganta, acidez de estómago, diarrea, vómitos, temblores, dolor de cabeza y malestar general. Pero siguiendo estos sencillos consejos te levantarás “como una rosa”. Se acabó aquello de “noches alegres, mañanitas tristes”.

Antes de beber:

Una hora antes de los primeros tragos puedes crearte una fina película en el aparato digestivo que ralentiza la absorción del alcohol en la sangre, causa directa de la mayor parte de los síntomas de la resaca. Puedes elegir entre varias opciones.

  • Una cucharada de aceite de oliva por cada 20 kg de peso.
  • Dos cucharadas de miel, bien solas o sobre una rebanada de pan. Es muy eficaz
  • Alimentos de alto contenido en grasas, como carne, frituras, queso, sardinas o huevos. Disminuye considerablemente la intensidad de las resacas.

Mientras bebemos:

      • Beber lo más despacio posible para que la absorción del alcohol sea lenta y en bajas concentraciones.
      • Preferiblemente, con mucho hielo. Las bebidas a mayor temperatura se “suben” más rápidamente.
      • No mezclar distintos tipos de alcohol.
      • Las bebidas transparentes (vodka, ginebra, martini blanco…) contienen menos residuos tóxicos que las demás, y a iguales cantidades producen menores efectos desagradables.
      • Picar mientras se bebe, preferiblemente frutos secos o alimentos con hidratos de carbono o azúcares (caramelos, chocolate, zumos…) porque reponen el azúcar que se pierde durante el consumo de alcohol. Está demostrado que tener “el estómago lleno” retrasa considerablemente la llegada del alcohol a la sangre.

      Cuando aparece la resaca:

              • Agua, agua y más agua. Si bebes antes de acostarte o al despertar un mínimo de medio litro de agua lograrás reponer el agua eliminada por el efecto diurético del alcohol. Con abundante agua, la sangre equilibrará la presencia de las toxinas que producen, sobre todo, el malestar general.
              • Zumo de limón, ya que colabora notablemente con la actividad del hígado para eliminar acetaldehído y otras toxinas producidas por el alcohol.
              • Una ducha con agua templada, combinada con pequeños periodos de agua fría. Es un ejercicio para los vasos sanguíneos, que también facilita la eliminación de toxinas.
              • Comer una patata mediana cruda. Neutraliza los ácidos gástricos y la acidez en el estómago desaparece de inmediato.
              • Una infusión de manzanilla o menta en ayunas por sus efectos analgésicos, antisépticos y antiácidos.
              • Comer aceitunas, que contienen taninos, reduce las náuseas.
              • Zumo de tomate, por sus propiedades antiinflamatorias, analgésicas, desintoxicantes y antioxidantes. Además, estimula el apetito.

      Aunque, por supuesto, lo más sabio para evitar una gran resaca es beber con moderación.

      RelatedPost

Responder

¿Conectamos?

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • Instagram
  • Google Profile
  • YouTube

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.